Cohete Chino

En su afán por conquistar el espacio, China lanzó el jueves el primer elemento de su estación espacial CSS, propulsado por un cohete Long March 5B, el cuerpo de este cohete es el que al momento de su separación, entró a la órbita y tomó una trayectoria irregular que ha generado preocupación a nivel del planeta,

La parte desprendida tocara tierra en los próximos días, Estados Unidos anuncia su impacto para el sábado o el domingo. La preocupación surge por la trayectoria irregular, que imposibilita poder identificar en qué lugar y la hora del impacto.

Estados Unidos a alertado de un serio peligro en el lugar donde impacte, por los daños que podrían generar al caer una zona poblada.

Sin embargo los chinos han asegurado que el riesgo o peligro es mínimo, tomando en cuenta que una vez que la parte del cohete entre a la atmosfera, una gran parte se desintegrará y por lo tanto el riesgo de ocasionar daño es mínimo, o extremadamente bajo .

“La probabilidad de daños es extremadamente baja”, dijo el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores, Wang Wenbin. “La mayoría de los componentes se destruirán” al entrar en la atmósfera, agregó.

Se espera que la parte que no logre desintegrarse en la atmosfera, su impacto ocurra en un lugar despoblado y que no vaya a cruzarse con ninguna nave en vuelo en ese.