test

Canadá trabaja contrarreloj por no quedar fuera del nuevo marco comercial norteamericano

Publicado: 30 Agosto 2018 | Visto 170 veces

No hay tiempo que perder. El Gobierno de Justin Trudeau trabaja contrarreloj para sumarse al acuerdo comercial que Estados Unidos y México alcanzaron este lunes y con el que pretenden reemplazar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC).

Los negociadores canadienses encabezados por Steve Verhuel, jefe de la delegación, y Gerald Butts, asesor político principal de Trudeau están en Washington desde el martes y hasta la ministra canadiense de Exteriores, Chrystia Freeland, ha cancelado una visita a Ucrania para volar a la capital estadounidense y sumarse a las conversaciones.

Parte importante del futuro económico de Canadá pasa por lo que suceda en los próximos días en la capital estadounidense: su vecino del sur y primera potencia mundial compra las tres cuartas partes de lo que exporta. Ottawa ha sido excluida en las cinco últimas semanas de encuentros, convertidos en un mano a mano entre estadounidenses y mexicanos.

En el transcurso de las maratonianas negociaciones para renovar el mayor acuerdo comercial del planeta, tanto Trudeau como Freeland han tratado de introducir un tono más progresista y han subrayado que Canadá solo suscribirá un pacto si es "bueno para su clase media".

Sin embargo, es posible que el país norteamericano tenga que hacer algunas concesiones como ya ha tenido que aceptar México para continuar integrando este proyecto y reducir las tensiones con su, por mucho, primer socio comercial.

Volver

Comentarios