test

Músico alemán no acepta representar a su país en Viena en el concurso mas popular de Eurovisión

Publicado: 07 Marzo 2015
"Coitus interruptus de la peor clase", dijo en directo la presentadara Barbara Schöneberger. Segundos antes, ante millones de espectadores, el músico Andreas Kümmert se negó a representar a Alemania en Eurovisión, el concurso musical más popular de Europa.
 
Con el voto del público, Kümmert había dejado en el camino a todos los concursantes del Grand Prix seleccionador, pero a último momento decidió que aquello era demasiado para él. Algo así como el novio que deja plantada en el altar y ante cientos de invitados a su novia de toda la vida.
 
"Que no, que no voy a Viena. No me siento en condiciones. Yo sólo soy un pequeño músico...", fueron sus palabras. Tras la fallida insistencia de la presentadora, la designación pasó a la segunda cantante más votada, Ann Sophie.
 
La gala, que se emitía en directo desde el TUI Arena Hannover, consistía en tres rondas de actuaciones en las que los 8 preseleccionados interpretaban dos canciones cada uno y en las que la decisión recaía una vez tras otra en el público. Kümmert, con ropa informal y sin maquillaje, resultó elegido en las tres votaciones y quedó seleccionado con la canción "Home is in my hands".
 
Pero en cuanto Schöneberger subió al escenario dispuesta a celebrar con él la decisión del público, Kümmert dio un definitivo paso atrás y anunció que no aceptaba la designación
 
Ann Sophie tardó entonces en entender de que se trataba todo el asunto. "Entonces, ¿esto significa que la que va a Viena soy yo?", dijo entre lágrimas.
 
En la rueda de prensa posterior a la gala, en la que Kümmert no estuvo presente, la presentadora alegó que no había seguido insistiendo porque "desde el primer momento" se dio cuenta de que lo decía completamente en serio".
Volver

Comentarios