test

SEÑOR TRUMP, POLITICAMENTE METÍO LAS PATAS

Publicado: 09 Agosto 2015 | Visto 1518 veces

Donald Trump, 69 años, un excéntrico multimillonario con una fortuna estimada en diez mil millones de dólares, referido como una persona ególatra y de dudosos escrúpulos, ocupa el número 405 en el ranking de las personas más ricas del mundo y el número 133 en EEUU; según datos de la revista Forbes del año 2014. Donald Trump nació el 14 de junio del 1946 en Queens, New York.

Un dato a mi criterio quizá fuera de lógica es éste, en la mayoría de los casos es común qué, un pobre se meta a político porque desea ser tesorero o presidente, lo que le permitiría hacerse millonario, a través de negocios turbios o robando, nuestra América Latina está repleta de estos casos; aquí sucede lo contrario un multimillonario dueño de helicópteros con incrustaciones de oro y 10,000 millones está metido a político porque quiere ser presidente.

Y en esta loca carrera presidencial el magnate se ha empleitado con Macy, NBC, Univisión sin contar a los artistas, empresarios y hasta empleados suyos que ya no quieren tener ningún vinculo con Trump, por su arrogancia desmedida y actitud racista, y xenofóbica.

Otro que va por el mismo camino es el empresario de ropa, Tommy Hilfiger, este llegó a decir que su ropa no la había elaborado para hispanos, y afroamericanos, sino para caucásicos, este ha resultando más radical, contra los inmigrantes, solo nos falta agregar a Ted Cruz, Joe Arpaio, Herman Cain y Bobby Jindal para que el equipo esté completo.

El Señor Donald Trump se ha declarado miembro del partido Republicano y aspirante a participar en las elecciones generales del 2016. Esa declaración la realizó el 16 de junio del 2015 desde su cuartel general en New York, como si fueran militares.
Señor Trump si Usted fuera miembro de un partido político con principios, ya lo hubieran expulsado de sus filas, por promover el odio racial, contra los inmigrantes, esos mismos que realizan trabajos mal remunerados como el caso de hace muchos años de los 200 obreros polacos que fueron explotados en las construcciones de su propiedad, lo mismo que en la actualidad en la construcción de uno de los más lujosos hoteles en Washington donde trabajan indocumentados, mal pagados y sin derechos.

Aspirar a la presidencia de éste país, sobre todo, desconociendo el poder del voto latino, con 52 millones de personas, mas los asiáticos y africanos, es un grave error y se nota que como político no tiene la capacidad elemental de discernir qué es lo correcto, como sumar para triunfar y confunde las pesadillas farandúlicas de Hollywood con las responsabilidad más seria en la actualidad que un ser humano puede tener, como es ser el Presidente de ésta nación partiendo de que la política es una ciencia y no es un ágape para improvisados y beodos.

El norteamericano que concurre a las urnas, si bien es cierto es una minoría con relación a la población de 320 millones, no es de ninguna manera estúpido, idiota o pendejo y ésas actitudes groseras de un trasnochado no son un factor de unidad, mucho menos de convivencia pacífica, al contrario, es sinónimo de odio, división, bajeza y crueldad hacia otro ser humano y será una motivación para los cazadores de inmigrantes en la frontera, para los miembros del KKK y ahora Señor Trump usted es un líder, su dirigente, su guía y los resultados de sus mensajes los veremos muy pronto.

Si antes, hablar de Donald Trump era sinónimo del norteamericano exitoso, del empresario triunfador y ejemplar en su programa de Reality Show con su tupé o copete color de zanahoria, admirado por miles de personas, ahora es distinto y Donald Trump es comparado como el vaquero en el viejo oeste perseguidor de indios, Siux y apaches cerca de la frontera de Arizona, ahora es referido como la persona que traicionó sus ancestros, cuando llegaron en 1620 en el Mayflower, los recordados peregrinos a las costas norteamericanas, ahora refleja el personaje deshumanizado, sin nobleza en su corazón, pero sobre todo como un ser de la ultra derecha, racista, desubicado en el tiempo y en el lugar donde vive.

Políticamente Usted Señor Trump, metió las patas, desde el principio de su campaña, primero, con un desprecio atroz contra la comunidad de inmigrantes y luego se puso a despotricar contra un personaje emblemático de la historia de este país, un héroe de la guerra de Vietnam el Senador John McCain, quien tiene un poder real entre los Republicanos. Con esas actitudes no ganará votos y no es cierto que los hispanos le quieren y lo admiran, como dice el refrán en mi pueblo “bájate de esa nube” Esa actitud le costara muchos millones y el repudio de los mismos republicanos, ya lo verá. Y aun así, es muy probable que llegue a ser el candidato por el partido Republicano, pero hasta ahí, no más.

Si elementos como Donald Trump llegaran a gobernar esta nación, (según últimos datos Bush tiene el 15 y Trump tiene 20 puntos, en las encuestas republicanas) en ese caso, hay que empezar a rezar desde ahora y si es ateo, pues a hacer un pacto con el diablo.

Volver

Comentarios